Lunes 09 de Diciembre, 2019 - México / España
Un vínculo entre México y el Mundo
Facebook Twitter Whatsapp

El número de secuestros en el país disminuyó 35.03



El número de secuestros en el país disminuyó 35.03 por ciento en un año, según cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública. Pasó de 688 secuestros de enero-mayo del 2014, a 447 en el mismo periodo del 2015. La reducción obedece a dos factores principales: la coordinación interinstitucional y el trabajo de inteligencia, que son las principales herramientas de la Coordinación Nacional Anti Secuestros cuyo titular, Renato Sales Heredia, concedió una entrevista exclusiva a Crónica en su despacho de la colonia Del Valle. Se trata una oficina amplia pero austera, de paredes blancas de las que no cuelga ningún cuadro. El único rasgo de color es la pila de periódicos del día alineados en una mesita de trabajo.  


Sales explicó a Crónica que se trata de indicadores basados en los secuestros que se denuncian, en averiguaciones previas. La disminución avala la estrategia seguida a partir de la creación de la Coordinación en enero del año pasado, que consiste en vincular de manera efectiva el trabajo que vienen realizado las diversas dependencias del gobierno federal que conforman el  Gabinete de Seguridad y los gobiernos de los estados de la República. a través de las unidades anti-secuestros  y, lo que es fundamental, la participación de la sociedad civil en todo el proceso. Sociedad civil organizada. De hecho, recuerda Sales Heredia, “la Coordinación Nacional nace de la mano de la sociedad civil organizada, de luchadores sociales, víctimas indirectas de este terrible delito y que tienen una importante presencia mediática”. Menciona los nombres de María Elena  Morera, Isabel Miranda de Wallace,  Alejandro Martí, Josefina Ricaño de Nava. Hay otros más, no tan célebres, pero con todos se realiza trabajo real,  no protocolario. “No nos juntamos para la foto, sino para trabajar”, afirma el coordinador nacional. Siempre hay alguien de la sociedad civil en las  giras de trabajo. Además, ellos, los personajes de la sociedad civil, son los encargados de denunciar ante los medios de comunicación aquellos gobernadores que se resisten a hacer su parte en el esfuerzo colectivo para que su omisión tenga un costo político. Se vale. En palabras de Sales: “si algún gobernador no se pone las pilas, ellos, Wallace, Morera o Martí, se encargan de que se las pongan”.


El modelo de la Coordinación es el adecuado, considera Renato Sales. Claro que se pueden ampliar áreas  como la de capacitación o la de atención a víctimas, pero dentro del mismo modelo que supone poner en práctica un trabajo de gestión horizontal. Asume en la entrevista que es una forma distinta, novedosa, de entender el trabajo de la autoridad. “Al final de cuentas somos servidores públicos nos debemos a ellos, a la gente”.


Morelos y Michoacán. El secuestro ha bajado en el país porque bajó sustancialmente en estados en los que hasta hace poco tenía incidencia alta. Sobresalen los ejemplos de Morelos y Michoacán. Estas entidades reportan ahora números  menores de secuestros, gracias al trabajo de sus unidades especializadas y también a la labor de los llamados Grupos de Fusión Tácticos Interinstitucionales, que hacen realidad la coordinación.  En Morelos y Michoacán se pasó en poco tiempo de dieciocho o veinte denuncias de secuestro por mes a cero, una o dos denuncias. También ha bajado el secuestro en Veracruz, Durango y Zacatecas, entre otros estados.
Secuestradores aparte. Detener a los secuestradores no concluye con el trabajo de la Coordinación, sino que llega hasta el final del proceso penal e incluso más allá. Una de las demandas específicas de Renato Sales es que los secuestradores purguen sus condenas en módulos especiales de alta seguridad para no contaminar a otros internos que están detenidos, por ejemplo, por robos de mínima cuantía y que suelen incorporarse, en la prisión, a las bandas de secuestradores. En el proyecto de Ley de Ejecución de Sanciones, que podría salir en el próximo periodo de sesiones,  ya se incluye la demanda de Sales, quien afirma que “no se busca afectar derechos humanos, sino de evitar una influencia tóxica”.  El secuestro, dijo Sales a Crónica con un timbre de voz que no oculta emoción, es la  forma extrema de transformar  a una persona en mercancía, una forma radical , la peor. “De pronto, de un día para otro,  eres un objeto por el que se pide dinero”. El secuestro deja, además, secuelas terribles para las víctimas. En muchos casos pasan décadas y siguen sufriendo las secuelas dolorosas de un secuestro.


Mensaje final: confianza. Al pedirle un mensaje final el coordinador nacional Anti-Secuestros dice que aspira a  la confianza de la ciudadanía en el trabajo que vienen desplegando. Acepta que la confianza se construye con hechos, con resultados. “Se detendrá a los secuestradores, y sus protectores, se liberará a las víctimas y se recuperará el dinero de los rescates”. La gente se puede cuidar mejor. El coordinador nacional pide a los ciudadanos que sean cuidadosos  con lo que suben a las redes sociales, que no se ostenten en el Facebook, que no exhiban sus riquezas. Es necesario también tener conocimiento mínimo de las personas que están en el apoyo doméstico. Saber cómo se llaman, dónde viven, quiénes son. Muchas veces se trata de gente que vive ahí, en casa, y son completamente desconocidos. En el teléfono 088 la Coordinación  recibe las denuncias de secuestros.

 

 

Asignatura pendiente

 

Tamaulipas es la bestia negra de la Coordinación Nacional Anti Secuestros. Aunque  se han  registrado avances, se perpetra  ahí, en ese  estado fronterizo, uno de  cada  cuatro  secuestros. Una cifra altísima tiene  sus  razones. Hay  muchos  grupos  que han sido  golpeados  por la ofensiva  de las fuerzas  federales. Se  pulverizan, se  dispersan. Las circunstancias cambian en cada  región. No es lo mismo Ciudad Victoria que  Matamoros. Como están  acostumbrados  a vivir  fuera  de la  ley  para  reposicionarse económicamente con rapidez, los delincuentes  se  dedican a secuestrar. Lo  hacen  incluso  por  cantidades  mínimas,  sin casas de  seguridad. Tienen  a los  secuestrados en camionetas por  conseguir algo de  dinero.  Tamaulipas  es  objetivo prioritario de la  Coordinación.

 

Palíndromos

Músico, poeta y... cazador de secuestradores

Cuando  el cámara estaba a punto de  empezar a grabar,  Renato Sales hace notar que el apellido Asai le recuerda al de Asiain, de Aurelio Asiain, ambos de origen  japonés. Dice que  Aurelio es un gran poeta, muy fino. A su parecer el verdadero heredero intelectual de Octavio Paz, más de Enrique  Krauze. Asiain, además traductor y ensayista, escribe también palíndromos. En ese momento Sales hace la revelación: "a mí me encantan los palíndromos, a veces le mando a Aurelio palíndromos míos a su correo  electrónico". Este juego complejo del lenguaje que son los palíndromos puso sobre  la mesa la formación humanista del coordinador nacional Anti-Secuestros. Es músico, poeta, filósofo y ajedrecista duro de roer. Tiene un pie en el mundillo intelectual y otro en la procuración de justicia.

 

Columnas anteriores