Martes 20 de Octubre, 2020 - México / España
Un vínculo entre México y el Mundo
Facebook Twitter Whatsapp

“El Cinvestav es lo que es gracias a un fideicomiso”


No encontrarán corrupción en el fideicomiso del Cinvestav, sin embargo, le permitió afrontar crisis y tener capacidad de respuesta ante emergencias como el COVID, señala Gerardo Herrera, Premio Crónica
 
Un osciloscopio no es la tecnología más sofisticada que se puede tener en un laboratorio científico o en un experimento para la investigación, sin embargo, a Gerardo Herrera Corral le tomó dentro del Cinvestav dos años para conseguirlo a través de recursos fiscales. “Es imposible hacer investigación con ese ritmo. En Europa, este tipo de equipo lo pides en la mañana y en la tarde ya lo tienes en el laboratorio”. 
 
En entrevista, el investigador del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) y Premio Crónica expone este ejemplo para entender por qué son importantes los fideicomisos para ésta y otras instituciones de investigación. 
 
La investigación necesita recursos financieros, sin embargo, en el caso de los fideicomisos, como el que pierde este centro de investigación, la importancia está en el recurso administrativo que significa, que permite a los científicos e investigadores tener flexibilidad para acceder a los montos sin depender del año fiscal. El físico de partículas  llama a esto “capacidad de reacción”.
 
Herrera Corral acota que él no se verá afectado por la eliminación del Fideicomiso Cinvestav, puesto que no ha requerido de éste para sus investigaciones en la Organización Europea para la Investigación Nuclear, donde encabeza a los mexicanos que participan en el proyecto del Gran Colisionador de Hadrones. Sin embargo, ha empleado fideicomisos internacionales para esta investigación. “No he usado fideicomisos en México, pero sé cómo funcionan y operan para el avance de la ciencia en el mundo, por eso lo defiendo”.
 
Sin embargo, eso no significa que el resto de la comunidad del Cinvestav se encuentre en la misma circunstancia. Herrera puntualiza que en la institución existen 123 proyectos apoyados en el fideicomiso, 35 de los cuales están enfocados a la investigación aplicada en salud, en temas como análisis de imágenes de mamografía, diabetes, obesidad, Alzheimer, así como en COVID, además de otros en ciencias exactas, ingenierías y educativas y de humanidades. 
 
“El fideicomiso del Cinvestav se ha utilizado muy bien. Pueden buscar corrupción y no la van a encontrar, en cambio, le permitió a la institución afrontar momentos de crisis y tener capacidad de reacción ante emergencias, como ahora es el caso con la pandemia”. 
 
En COVID, el Cinvestav lleva a cabo 30 proyectos de investigación, entre diagnóstico, terapia e investigación básica, agrega el físico. “¿Cómo puede lanzarse una institución para realizar estos proyectos de investigación si tiene que aplicar a una convocatoria de la agencia de financiamiento [en este caso Conacyt], esperar a ser evaluado, a la liberación de recursos y comenzar al año siguiente lo que se había propuesto? No se puede, eso se llama capacidad de reacción, algo que necesitan las instituciones”.
 
CONTRA CORRUPCIÓN SIN BRÚJULA. 
 
Esa capacidad de respuesta a través de un fideicomiso permitió, un ejemplo más, a investigadores del Cinvestav enviar muestras biológicas de COVID para su análisis en el sincrotrón de Suiza. Sin embargo, este punto se está perdiendo en el Presidente y legisladores, en su búsqueda por eliminar la corrupción, a lo que nadie puede oponerse, agrega. 
 
“Estamos de acuerdo en que se acabe con la corrupción, que los fideicomisos se auditen y revisen, que se castigue si hubo un mal manejo. Pero quitarlos significa que los investigadores tendrán cuatro meses al año para hacer sus proyectos porque los recursos fiscales se liberan típicamente en mayo-junio y en octubre se ‘recoge’ porque viene el cierre administrativo. Es imposible hacer investigación de esta manera”.
 
Pero este problema de continuidad no está presente sólo en México, sino que es un tema internacional, es por eso que los fideicomisos existen para garantizar el avance de proyectos como los que han mantenido la investigación sin interrupciones en el CERN por más de 30 años, refiere. 
 
Gerardo Herrera enfatiza que el Cinvestav ha utilizado de manera eficiente su fideicomiso, mecanismo que le ha proporcionado fuerza. “Y no lo digo yo, lo dice la OCDE”. De acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos: "El Cinvestav es una institución muy impresionante que demuestra que, cuando se dan los medios a una institución con capacidad de liderazgo y que escapa a las presiones del conformismo burocrático tradicional, México puede poseer instituciones de educación y de investigación de clase mundial”. 
 
POLÍTICA DE ESTADO. El Cinvestav, al igual que otras instituciones de investigación enfrentan la pérdida de fideicomisos, pero también una reducción presupuestal del 30 por ciento, desaparición de becas de investigación, así como la desaparición de seguros de gastos médicos, reflejo de la política científica que se lleva a cabo en el país. Sin embargo, para Gerardo Herrera lo peor es el ataque contra los científicos, quienes han sido tildados de conservadores y privilegiados desde la palestra presidencial. “Por primera vez en la historia de México tenemos una política de Estado en ciencia y dice: no necesitamos a los científicos, hay que desaparecer a la ciencia del país.
 
Solicitamos a los senadores que rectifiquen: Brenda Valderrama
 
Ante la decisión parlamentaria en la Cámara de Diputados de desaparecer los fideicomisos, la presidenta de la Academia de Ciencias de Morelos e investigadora del Instituto de Biotecnología de la UNAM, Brenda Valderrama, hizo un llamado a los senadores, quienes votarán el dictamen la próxima semana. 
 
“Después de una maratónica sesión, el Pleno de la Cámara de Diputados aprobó la extinción de 109 fideicomisos, de los cuales 91 pertenecen al sector de la ciencia y tecnología, que configuraban el Sistema Nacional de Fondos; su objetivo era el financiamiento en áreas estratégica para el país en salud, educación, energía, medio ambiente e investigación básica”. 
 
En un video, difundido en redes sociales, la científica enfatizó que sin estos recursos “México pierde su columna vertebral” en investigación, y que será más difícil de lo que había sido obtener recursos para esta actividad. Esto propiciará que “caigamos en una espiral que no sólo nos llevaría a la pérdida de competitividad internacional, sino además la fuga de talentos y pérdida de infraestructura que ha tomado muchos años y muchos esfuerzos acumular”. 
 
Es por ello, que hizo un llamado a los senadores para que “rectifiquen” la decisión de los diputados, quienes desoyen las demandas ciudadanas, y no aprueben el dictamen para “dar otra oportunidad a la ciencia en México”.