Jueves 19 de Septiembre, 2019 - México / España
Un vínculo entre México y el Mundo
Facebook Twitter Whatsapp

Trump despide a su asesor de Seguridad John Bolton… por demasiado radical


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció ayer el despido fulminante de su asesor de Seguridad Nacional, John Bolton, al ­subrayar sus “fuertes desacuerdos” con “muchas de sus sugerencias”, en alusión a lo que The New York Times escribió como el obsesivo “apetito militarista” del veterano “halcón de la era Bush”.

“Informé anoche a John Bolton que ya no se requieren sus servicios en la Casa Blanca. Tuve fuertes desacuerdos con muchas de sus sugerencias, así como otros en el gobierno”, afirmó Trump, en alusión a sus enfrentamientos verbales con su consejero, por la disposición del mandatario a dialogar con los iraníes e incluso con los chavistas. “Yo calmo a John, lo que es bastante increíble”, llegó a bromear Trump sobre el ardor guerrero de Bolton.

“Por ello, solicité su dimisión, que me fue entregada esta mañana. Agradezco mucho a John su servicio. Estaré nombrando un nuevo asesor de Seguridad Nacional la próxima semana”, agregó el mandatario.

Bolton, autor de la frase sobre Venezuela “la opción militar está encima de la mesa”, era la tercera persona que ocupaba el decisivo cargo de asesor de Seguridad Nacional en menos de tres años de Trump en la Casa Blanca, tras Michael Flynn y H.R. McMaster.

Pelea hasta en el anuncio. El ya exfuncionario reaccionó desde la misma red social a su despido con un escueto mensaje, que revela que quiere pelearse con su antiguo patrón sobre la forma en que salió de la Casa Blanca.

Según Bolton, Trump no lo corrió, sino que él ofreció la noche del lunes su dimisión, según algunas fuentes, tras mantener ambos una fuerte discusión sobre la retirada de tropas estadunidenses de Afganistán, a lo que se negaba el asesor.

“Ofrecí mi dimisión la pasada noche y el presidente Trump dijo ‘Hablemos mañana sobre eso’”, apuntó Bolton, uno de los promotores del falso argumento sobre las armas de destrucción masiva que llevó a la invasión de Irak en 2003.