Martes 29 de Septiembre, 2020 - México / España
Un vínculo entre México y el Mundo
Facebook Twitter Whatsapp

Dos millones de mexicanos deambulan en busca de trabajo


La crisis por el COVID-19 empieza a inclinar la balanza hacia la informalidad, y se estima que, entre mayo y junio durante la “nueva normalidad”, regresaron a las calles 4.9 millones de ambulantes.
 
Contrario a las cifras alegres que presenta el gobierno federal, el panorama laboral para millones de mexicanos en medio de esta crisis económica que agudizó a pandemia, presenta negros nubarrones:  al menos dos millones de mexicanos están en busca de trabajo luego de que casi la mitad de esta cifra perdieron su fuente de empleo derivado del desplome en la economía que sufre México.
 
La crisis por el COVID-19 empieza a inclinar la balanza hacia la informalidad, pues en esta “nueva normalidad”, miles de mexicanos han engrosado esas filas pues se estima que, entre mayo y junio, regresaron a las calles 4.9 millones de ambulantes.
 
En junio pasado, tres millones de personas regresaron a la informalidad, y se sumaron a los de 1.9 millones de personas que ya habían regresado en mayo. Sin embargo, la disminución de 2 millones de empleos formales que se registró a consecuencia del confinamiento no mostró una recuperación, según un reporte de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) con base en cifras del INEGI.
 
El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró en la víspera que en los primeros días de agosto de 2020 se crearon 15 mil empleos, pero de acuerdo al sector patronal de país, lo cierto es que “la disminución de 2 millones de empleos formales que se registró a consecuencia del confinamiento por el COVID-19 no mostró una recuperación”.
 
“Preocupa que la crisis se traduzca en mayores niveles de informalidad”, advirtió.
 
El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) reportó que, en junio, 5.7 millones de mexicanos regresaron a la fuerza laboral tras la reapertura a la “nueva normalidad”.
 
De esa cifra, unos 4.7 millones regresó directamente a un empleo, pero otros 900 mil ya no tenía fuente de empleo y se sumaron a los que ya están en la búsqueda de una fuente de trabajo, con lo cual ahora son poco más de dos millones de mexicanos los que están en busca de un empleo.
 
Con esto, la tasa de desempleo abierto (aquellos que activamente están buscando un empleo) es de 5.5% de la población ocupada, equivalente a 2 millones de personas. Para poner en perspectiva, esta tasa era 3.6% en junio 2019.
 
Es decir, en aumento 1.9 el desempleo abierto en población ocupada en este último año.
 
Según el análisis de la Coparmex, el panorama aún muestra muchas dificultades pues aún hay 7.3 millones de personas más de las que había previo a la pandemia, fuera de la fuerza laboral pero que se dicen disponibles para trabajar (desempleo encubierto).
 
Asimismo, hay 13.9 millones de personas más que trabajan menos horas de las que pueden y necesitan trabajar.
 
Pese a que solo el 8% de las empresas percibió algún tipo de apoyo del gobierno, 2 de cada 3 empresas tuvo que cerrar sus operaciones y el 92% de ellas reportó una disminución de sus ingresos durante este periodo.
 
SE HA TRIPLICADO DESEMPLEO. Desde el comienzo de la pandemia en México el desempleo en México se ha triplicado a niveles del 178%, con lo cual hasta mayo se tiene registro de 21.6 millones de mexicanos en el desempleo, con lo cual una de cada tres personas no tiene trabajo en la actualidad.
 
Con base en cifras del INEGI Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, 2020 – I y Encuesta Telefónica de Ocupación y Empleo. Mayo, el Observatorio de Trabajo Digno- Acción Ciudadana Frente a la Pobreza asegura que en México hay 13 millones 900 mil personas más en el desempleo en el último mes.
 
Es un incremento de casi el triple: 178%, pues a principios de año se tenía registro de 7.7 millones, pero para mayo ya sumaban 21.6 millones en medio de la crisis de desempleo que ha generado la pandemia en México.
 
La tasa de desempleo es de 33%. Una de cada 3 personas no tiene trabajo, agrega.
 
De acuerdo a la segunda medición del INEGI sobre ocupación y empleo durante la pandemia se confirma que el desempleo se disparó, pero también afectó al 33% de la población disponible para trabajar.
 
Entre el primer trimestre de 2020 y el mes de mayo, con dos meses y medio de pandemia, el INEGI informó que hay 20 millones 100 mil personas menos ocupadas a tiempo completo. Es una reducción del 40%. Había 50.7 millones y en mayo se registraron 30.6 millones.